¿Cuánto se tarda en perder la forma física?

Es invierno, hace frío, llueve…muchos días llega la noche, estás acurrucado en el sofá con la manta por encima y piensas “uy, ¿y la sesión de ejercicio?” y así van pasando los días hasta que pierdes el hábito.

Esto nos hace pensar cuánto tiempo se tarda en perder la forma física que tanto nos ha costado gracias a las horas pasadas entrenando al aire libre o en el gimnasio.

Si eres regular en lo que a hacer ejercicio se refiere, aun saltándote varios entrenamiento, puedes estar en mejor forma de la que piensas.

El periodo de decadencia empieza con la disminución de la densidad capilar del músculo, la cual en atletas puede tardar 2-3 semanas.  Tu diferencia de oxígeno arterio- venoso (l cantidad de oxígeno que es eliminado de la sangre) no debería de cambiar después de un corto parar pero bajará si la falta de actividad continúa. La fuerza se conserva durante 4 semanas de inactividad, sin embargo, el poder de los atletas altamente entrenados puede bajar. Estos son los músculos que son normalmente activados en todo su potencial durante una sesión de ejercicio.

Por el contrario, el cardio es una historia completamente diferente. 4 semanas sin hacer nada de ejercicio significa un descenso del 20% de tu VO2 máximo (la capacidad máxima de inspirar, transportar y usar el oxígeno durante el ejercicio)

¿Eres nuevo en el gimnasio?

Si hacer ejercicio aún no es un hábito para ti, trata de no ponerte a ello después de un parón largo. La clave para entrenar y ponerte en forma es la constancia. Si tu cuerpo no está acostumbrado al ejercicio perderá  el proceso que ganes más rápido de lo normal

Los primeros progresos que hagas a la hora de coger fuerza desaparecerán, pero no tardarás mucho en recuperarlos. Cualquier tipo de ganancia en cuanto a cardio se refiere se perderá a las 4 semanas de no hacer nada.

wefitter-treadmill

¿La edad juega un papel importante?

Sin lugar a dudas. La edad tiene un papel importante a la hora de parar de hacer ejercicio. Cuanto más mayor eres más rápido pierde tu cuerpo todo lo ganado y tardas más en conseguir lo que tenías de nuevo. También la razón por la que te tomas un descanso puede ser un factor. Enfermedades, traumas o lesiones pueden retrasar tu regreso a la vida activa tal y como la conocías.

Siempre vuelve a estar activo.

1 Suave en el cardio

Entrenar un poco hará un mejor trabajo a la hora de mantener tus niveles de actividad en lugar de estar completamente parado. Permítete irte de paseo de vez en cuando en los ratos que puedas. Un poco de cardio con un ritmo suave te ayudará a volver a la rutina que tenías o empezar una nueva.

2- Entrenamiento de resistencia.

Los ejercicios con peso pueden ayudar a mantener el estrés de tu cuerpo sin estresarte mucho. Levantar peso (pero sin sobrecargar) permitirá a tu cuerpo moverse y disminuirá la pérdida de movilidad de tus músculos.

3- Come de forma correcta

Hacer ejercicio puede ayudarte a mantener tu peso y tus hábitos alimenticios haciendo que estés suficientemente ocupado para no picotear y hacerte pensar dos veces antes de lanzarte a por comida basura. Comer bien también te ayudará a evitar coger peso mientras que las comidas llenas de nutrientes ayudarán a una recuperación más rápida y a aumentar tus niveles de actividad física.

wefitter-desayuno-sano

Es importante no juzgarte a ti mismo cuando te tomas un descanso. Asegúrate de no mirarte al espejo y ser duro contigo mismo, quiérete  según eres y cuídate siguiendo una dieta equilibrada y estando activo en la medida que puedas.

Fuente: Azumio

 

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone