¿Entrenar cuando estás cansado?

Probablemente quieras sentarte cuando estás agotado, pero recientes estudios han mostrado que entrenar cuando estás cansado puede aumentar tu rendimiento.

“Para muchos eventos de larga distancia (media maratón, maratón, etc) no puedes entrenar la distancia completa en los entrenamientos” dice Jeff Gaudette, entrenador para RunnersConnect. “Necesitas entrenar cansado para simular cómo te sentirías en los últimos 10 km y para aprender a controlar esas demandas específicas durante la carrera”.

Sin embargo, entrenar cansado puede tener sus desventajas. Hay evidencia que sugiere que incrementa el riesgo de lesiones, indica el psicólogo Darren Paul, además, disminuye los niveles de energía y te vuelves más lento en el tiempo de reacción-decisión lo cual impactará a tu habilidad en el entrenamiento.
Los atletas pueden ver beneficios a nivel psicológico a la hora de superar la fase de cansancio. Cuando aprendes a aguantar la fatiga y superar algo difícil, te da confianza. Te da fuerzas y te muestra que puedes hacer más de lo que inicialmente pensabas.

En este artículo indicamos como entrenar correctamente con cansancio para que mejores el desarrollo de tu entrenamiento y reduzcas los riesgos de lesiones.

1-Planea tus entrenamientos estratégicamente.
Ten un programa correctamente revisado y con sus correspondientes prioridades que cubran las necesidades del objetivo para el que estás entrenando. “Durante un entrenamiento para una maratón uno de mis métodos favoritos para superar el cansancio acumulado es mantenerme en un ritmo constante y pasos más cortos en el entrenamiento del día antes de una larga carrera” dice Gaudette.

2-Céntrate en tu forma física.
Superar el cansancio mientras mantienes una buena forma física es el objetivo principal. Sin embargo, la forma física es la prioridad, y si vas demasiado rápido o ejercitas demasiado fuerte para estar en forma, probablemente tengas que frenar un poco. Practica una buena postura e intenta no entrenar más fuerte de lo que tu plan requiere.

3-Agrupa tus entrenamientos.
Una forma muy común de experimentar el entrenamiento que se centra en superar el cansancio, especialmente entre atletas, es realizar un entrenamiento “brick”, que son entrenamientos en los cuales realizas un determinado tipo de movimiento (por ejemplo ciclismo) y luego haces otro movimiento que usa músculos complementarios (como por ejemplo correr) inmediatamente después, lo que fuerza a tu cuerpo a adaptarse de manera rápida.

4-No fuerces demasiado.
Entrenar con altos niveles de cansancio no significa correr 3 días seguidos de manera intensa. Si pierdes horas de descanso, tu corazón se acelera o te sientes extremadamente débil, entonces estás sobreentrenando y puede provocar que te lesiones o enfermes.

5-Tiempo de recuperación.
Entrenar es una balanza de cansarse, recuperarse y conseguir una buena forma. El problema ocurre cuando entrenas demasiado o la intensidad del entrenamiento se mantiene durante mucho tiempo sin tener el tiempo suficiente para recuperarse. Para los corredores, Gaudette recomienda tomar un descanso de una semana cada 5-6 semanas, en las cuales puedes bajar tu distancia de carrera un 65-75% y reducir la intensidad de tus entrenamientos para ayudar a tu cuerpo a recuperarse y adaptarse a tu entrenamiento.

Y tú, ¿alguna vez has entrenado estando cansado?

Fuente: http://www.outsideonline.com/1969046/training-when-youre-tired-will-make-you-better-athlete

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone