wefitter_blog_operación bikini

¿Operación Bikini? 8 cosas que no debes hacer

Se acerca el veranito y seguro que ya te has planteado hacer más ejercicio para estar en forma y lucir tipo en la playa.

No te preocupes, que hay mucha más gente haciendo lo mismo. Pero  OJO, si quieres ponerte en forma en tiempo récord tienes que informarte bien de los procesos que debes seguir en cuanto a plan de ejercicios y consejos nutricionales para no “hacer locuras”.

“¿Cuáles?” te preguntarás. Aquí te indicamos algunas cosas que no debes hacer:

-Dietas de moda: Queremos ver resultados y los queremos ya. Pero llevar a cabo ese pensamiento no trae buenos resultados. Por eso no es conveniente empezar dietas de moda que prometen resultados inmediatos. Es mejor aprender a comer bien y tener un plan nutricional que te enseñe unos hábitos que puedas mantener el resto de tu vida y no “sufrir” 2 meses para tener resultados que luego no se van a mantener.

-No hacer las 5 comidas al día: es muy frecuente ver que la gente se salta las comidas porque piensan que comiendo más engordaran más. ERROR. Hay que hacer las 5 comidas saludables al día incorporando todos los grupos de alimentos posibles. Y si te apetece un dulce de vez en cuando, pues te lo tomas, ¡a nadie le amarga un dulce! Pero sin abusar eh 😛

-La hidratación es la clave: No hay que olvidarse de mantenerse hidratado. El agua te da energía, te ayuda a eliminar toxinas y a mantener tu piel hidratada.

-Comer sano 100% y hacer 0 ejercicio: Para llevar una vida sana hay que tener una alimentación adecuada y hacer ejercicio. Son dos cosas que van unidas y para que tu cuerpo vea los resultados hay que poner en práctica ambas.

-No hacer correctamente ejercicio: No te centres en hacer sólo cardio para ganar resistencia, o hacer solo pesas para ganar masa muscular. En el equilibrio está la clave.

-No sobreentrenes: No te obsesiones con el ejercicio y pases de no hacer nada a estar 5 horas forzando el cuerpo. Mejor hacer sesiones de poco rato pero efectivas que invertir horas sin progresar nada.

-No te compares con los demás: Cada cuerpo es un mundo y da igual que estés haciendo exactamente lo mismo que tu vecina, los resultados pueden ser completamente diferentes porque cada persona tiene cuerpos distintos con sus correspondientes reacciones al ejercicio y a la alimentación.

No te rindas: ¿Quién ha dicho que sea fácil? ¡Nadie! Si no estás acostumbrado a hacer ejercicio o a llevar una alimentación saludable, al principio te costará y muchas veces querrás dejarlo pero NO. Busca apoyo en tus familiares, grupo de amigos, gente en el gimnasio, clubs de corredores, da igual, siempre tendrás a alguien dispuesto a darte ánimos para seguir.

Procura tener siempre una mente abierta y se flexible a la hora de empezar una rutina de entrenamiento ya que puede que tengas que cambiar tu rutina actual para poder hacer tiempo para tus nuevos hobbies.

Y tú, ¿qué consejo añadirías a la lista?

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someone